Icono de diálogo

Carbohidratos

Biomoléculas nutrientes que representan la fuente de energía de todas las células.

¿Qué son los carbohidratos?

Los carbohidratos son biomoléculas nutrientes que representan la fuente de energía de todas las células y, por lo tanto, de todo el cuerpo. Estos se encuentran en diversos alimentos y forman la parte estructural de muchos tejidos y células humanas, como así también de animales y plantas.

Su nombre deriva de que contienen carbono, hidrógeno y oxígeno en su estructura.

Así, comprenden la forma más sencilla y rápida de obtención de energía de los seres humanos. Al obtener energía a través de ellos, además, el metabolismo permite el uso de proteínas para otros fines.

Los carbohidratos se pueden clasificar, de acuerdo al número de átomos de carbono que poseen, en triosas, pentosas, tetrosas o hexosas.

También se pueden dividir, de acuerdo a su facilidad de aprovechamiento durante el proceso de digestión, en carbohidratos simples (monosacáridos y disacáridos) y carbohidratos complejos (polisacáridos).

¿Para qué sirven los carbohidratos?

A nivel biológico, los carbohidratos cumplen con importantes funciones:

  • Representan la mayor fuente de energía para los seres vivos y sus células.
  • Sirven como componente estructural de algunas especies de insectos que tienen quitina y plantas que tienen celulosa.
  • Forman parte de las paredes celulares.
  • Son precursores en la producción de otras biomoléculas, tales como aminoácidos, lípidos y purinas.

Tipos de carbohidratos

Monosacáridos

Son los azúcares más simples. Estos pueden ser absorbidos por el intestino sin necesidad de pasar por ningún proceso de digestión previo y son solubles en agua.

Son pocos los monosacáridos que se encuentran en estado libre ya que, por lo general, están unidos en polisacáridos.

Algunos ejemplos de monosacáridos son la glucosa (presente en la manzana, cebollas, batatas, etc.) y la fructosa (presente en la miel, jugos, etc.).

Disacáridos

Carbohidratos compuestos por azúcares simples.

La sacarosa (azúcar) es el disacárido más abundante y está presente en frutas, granos y leguminosas. También se considera a la lactosa o maltosa un carbohidrato del tipo disacárido.

Para su absorción a nivel intestinal es necesario un proceso simple de hidrólisis.

Polisacáridos

Son carbohidratos más complejos, insolubles en agua que, por lo general, contienen más de 10 monosacáridos.

Estos se pueden dividir en homoglucanos, compuestos por un mismo tipo de monosacárido, o heteroglucanos, no compuestos por uno.

En muchos casos, el ser humano tiene una capacidad limitada para aprovechar este tipo de moléculas y producir por ellas energía.

Podemos clasificar los polisacáridos en:

  • Almidón, fuente más importante de energía para los humanos, presente en granos cereales, pan, raíces y tubérculos.
  • Glucógeno, también llamado almidón animal, el cual se encuentra en el músculo e hígado.

Por otra parte, dentro de los polisacáridos se encuentran los llamados carbohidratos no disponibles, los cuales no pueden ser digeribles por los humanos, tales como la hemicelulosa, celulosa, lignina, gomas y pectina.

Ejemplos de carbohidratos

A continuación se proponen algunos ejemplos de carbohidratos, según su clasificación y categoría:

  • Monosacáridos:
    • Glucosa o dextrosa que se puede encontrar en manzanas, fresas y hortalizas.
    • Galactosa que proviene de la digestión de la lactosa o azúcar de la leche.
    • Fructosa que está presente en la miel de abeja y algunas frutas.
  •  Disacáridos:
    • Sacarosa o azúcar de mesa, obtenida de la caña de azúcar, remolacha, zanahorias, piña, entre otras.
    • Lactosa de la leche.
    • Maltosa presente en semillas germinadas.
  • Polisacáridos: almidón, glucógeno, celulosa, inulina, dextrinas, quitina, entre otros.
Citar artículo:
Editorial Grudemi (2019). Carbohidratos. Recuperado de Enciclopedia de Biología (https://enciclopediadebiologia.com/carbohidratos/).